Lunes, 27 Marzo 2017 20:30 Publicado en Valores

 

valores27marzo

Hoy en día, existe un gran número de personas solteras, esto se debe a que en la actualidad los jóvenes se enfocan más en su vida profesional que en su vida sentimental. Desafortunadamente, vivimos en una sociedad donde nos guiamos por el “qué dirán”, el juicio y etiquetas tales como “está quedada” o “se le fue el tren”. No obstante, debemos considerar que el estado civil es una decisión personal y que hay muchísimas razones por las que alguien decide ser soltero. Sin embargo, una decisión puede cambiar de un momento a otro, y el amor está allí afuera, solo debemos darnos la oportunidad para abrirle la puerta y dejarlo entrar.

Amor a los 40
Existen más ventajas que desventajas al encontrar el amor después de los 40, una de ellas es la madurez, ya que a esa edad sabemos perfectamente qué es lo que queremos, con qué tipo de persona queremos compartir la vida y a dónde buscamos llegar; a los 20, por otro lado, nos guiamos más por la atracción física y estamos sumergidos en constantes cambios.

Otra ventaja es que a esa edad seguramente ya hicimos lo que teníamos en la bucketlist, entonces no tenemos pendientes antes de dar el “sí, acepto” y compartir nuestra vida con alguien más. Además, con los años podemos encontrar esa plenitud en nosotros mismos y así vibrar más fácilmente con las personas que nos complementan.

De acuerdo con los expertos, encontrar el amor siempre es cuestión de actitud, por esa razón te comparto algunos consejos para recibir el amor de la mejor manera:

• Siéntete cómoda contigo misma y todo lo demás fluirá.
• Amplía tu círculo social: acepta invitaciones a salir y asiste a los eventos que puedas. Nunca sabes dónde conocerás nuevas amistades.
• Despierta tu espíritu aventurero: la vida está ahí afuera, anímate a vivirla, viaja, conoce y explora. ¡Sal de tu zona de confort!
• Fluye con la conversación, no la acapares: escucha para que te escuchen.
• Sé un reto: mantén una actitud relajada. Recuerda: la vida sigue y tú con ella.
• Dile adiós al ex: por muy maravillosa que sea la historia, el presente es este. ¡Vívelo!
• Sé genuina: siempre sé tú, con tus virtudes y defectos; recuerda que las máscaras a la larga pesan y se caen.

 

Estrella Aguilar
Terapeuta e instructora de la técnica de ThetaHealing
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
Cel. (662) 337 0552

Viernes, 24 Marzo 2017 19:44 Publicado en Valores

 

valores25marzo

Las bodas, al igual que todos los eventos previos a la ceremonia, se convierten con frecuencia en recuerdos emotivos para los novios y sus allegados. Al planearlos, lo que se busca es que sean memorables, que los invitados estén cómodos, felices y se diviertan. Entendemos que, si eres dama de honor, puede llegar a ser complicado decidir entre todas las opciones, por eso aquí te daremos las pautas para que logres un evento exitoso:

Lo primero a considerar es: ¿cómo crees que a la novia le gustaría despedirse de su vida de soltera? ¿Es una persona tranquila? ¿Quiere divertirse? ¿Disfrutaría de una noche con sus amigas? ¿O es más del tipo creyente y preferirá despedirse en compañía de familia y amigos con algo relajado?

Despedida con amigas
Al pensar en una despedida tradicional, se vienen a la mente fiestas con strippers y música alegre junto a una barra de bebidas; sin embargo, es evidente que eso no funciona para todas. Si crees que ese es el caso, puedes probar con una noche de antro fuera de lo común, por ejemplo: rentar una limosina e ir a tantos antros como les sea posible.
Una opción que cada vez es más popular es una despedida fuera de la ciudad entre la novia y las damas; podría ser un viaje a Las Vegas o tal vez a un pueblo mágico dentro del país. Incluso, puede ser una salida relajante de spa a la playa, con masajes y pedicure para que la novia se olvide por unos días del estrés de los preparativos.

Despedida con amigas de la novia y de su mamá
Otra tendencia son las despedidas de experiencia; por ejemplo, rentar un salón entero por una tarde y hasta la noche, con estilistas y todo, para que aprovechen la velada que pasan juntas probándose peinados y maquillajes para el evento. Incluso ir todas a hacerse un cambio de imagen con un asesor profesional. También pueden tomar juntas un curso de repostería, cocina, coctelería o tal vez buscar un profesor de baile que les rente su estudio y las enseñe a bailar ritmos que no han explorado mucho para el evento y la posteridad. Lo importante es que lo disfruten y lo hagan juntas.
Si crees que la novia disfrutaría de algo todavía más tranquilo, podrías buscar un jardín, decorarlo con luces, una mesa campestre y convertirlo en una especie de picnic.

Despedida de soltera con familia
Si la novia es más tradicional, puedes recurrir a una despedida bíblica. Esta se realiza en compañía de familia y amigos, por lo que la novia recibe regalos específicos. Se debe considerar el respeto a la tradición, quién oficializará la ceremonia (debe ser alguien que tenga vasta experiencia bíblica) y qué regalos espera la novia para asignarlos.
Si no buscas una fiesta religiosa, puedes hacer solo una reunión con una temática relacionada con la novia. El hecho de que las bebidas no deban ser necesariamente alcohólicas no es una limitante; puedes usar copas transparentes de plástico para los niños y servir limonada rosa en lugar de vino rosado, por ejemplo.

Despedida en pareja
También puedes hablar directamente con tus damas sobre lo que a ti te gustaría. Es común que se hagan despedidas en pareja. Se pueden hacer, por ejemplo, juegos de preguntas para los invitados sobre la pareja con premios para quien tenga más aciertos. Las despedidas conjuntas se han popularizado recientemente, sobre todo en parejas que tienen grupos de amigos similares.

Especial Amiga

 

Viernes, 24 Marzo 2017 18:47 Publicado en Valores

 

valores24marzo

Según datos del registro civil, en Sonora el divorcio va en aumento. Existen muchas razones por las cuales se está dando este fenómeno. Nuestra creencia errónea acerca de lo que es el amor es una de las causas por las cuales muchos matrimonios se disuelven.
Las novelas, los poemas, las películas y las canciones de amor nos han vendido la idea de que es inagotable. Esto es totalmente falso. Si el amor no se cultiva, si la relación no está creciendo, se está muriendo.

Unión no es solución
Muchas parejas también creen que el matrimonio es una solución mágica, que a partir del día de la boda su relación va a cambiar. Es por esto que muchas personas no ven con realismo los defectos de la pareja antes de contraer matrimonio, porque piensan que estos desparecerán al firmar un papel ante la ley.
He tenido muchas pacientes que me dicen: “no era lo que esperaba, yo pensaba que al adquirir el compromiso mi pareja iba a cambiar, y sigue igual”. En un buen noviazgo, cada uno conoce los defectos del otro y sabe si está dispuesto a aceptarlos o no. Cuando no los aceptan y tienen la ilusión de que al contraer nupcias todo va a cambiar, esa relación está destinada al fracaso, pues la boda no cambia a nadie.

Atracción no es igual a amor
Otra de las ideas erróneas que tenemos acerca del amor es que es excluyente. Muchas personas piensan que si ya aman a una persona, no podrán sentirse físicamente atraídos por otra, y esto es totalmente falso, pues todos podemos amar a una persona y aún así sentirnos físicamente atraídos por alguien más. El problema que surge de este pensamiento es que muchos, al sentirse físicamente atraídas por otra persona, creen que esto significa que ya no aman a su pareja.
En este punto es muy importante mantener la guardia, estar alerta y evitar enamorarte de alguien más. Si sientes atracción física, evita el contacto lo más posible. Hoy en día es más fácil caer en las redes de la infidelidad, debido a que la comunicación privada es más accesible.

Conoce y ama
Otra de las falsas creencias del amor es que muchos piensan que la relación de pareja es pura dicha y placer, y no siempre es así. Toda relación afectiva tiene conflictos y muchas veces en lugar de buscar acuerdos, soluciones y luchar por la relación, optan por la salida más fácil: el divorcio.
Para evitar formar parte de las estadísticas, debemos empezar a ver el amor desde una perspectiva más realista y menos novelesca. Es importante dedicar el tiempo de noviazgo para conocer bien a la pareja y decidir objetivamente si es conveniente dar el siguiente paso. Una vez que se han contraído nupcias, es importante no dejar de crecer como pareja, pues aunque el amor pasional se acaba, nace el amor maduro y comprometido que se atreve a crecer y a hacer un esfuerzo por mantener una sana relación.

 

Denise Ramos Murrieta, Terapeuta Familiar e individual.

Cédula Profesional 8143370.

Hospital Cima Hermosillo, Celular (662) 290 2214

 
 

Edición Impresa

Nuestras Ediciones